Lile Otero y su hijito Santiago, la más hermosa campaña al concejo de Sincelejo.

  • La mejor campaña al concejo de Sincelejo, merece ser compensada.
  • Fue una campaña a pulmón. De día y noche.
  • Acompañado siempre de su hijito Santiago.
  • Con propuestas de progreso y transparencia, que irradian buen propósito.
  • Caminaron y caminaron Lile y Santiaguito, hasta el cansancio.

Yo que he sufrido en carne propia las vicisitudes de la política y de este tipo de campañas, les hago un humilde reconocimiento a estos dos héroes, que merecen ser elegidos porque la elección al concejo de Sincelejo, marcando L 7, no es sólo para Lile Otero, sino para Santiago, el verdadero ejemplo de esta jornada electoral.

Los esfuerzos transparentes tienen que ser compensados por la sociedad. Invito a mis seguidores en Sincelejo a que apoyemos ese magnífico trabajo ejemplar de Lile y Santiago, votando L7 en el tarjetón a Concejo de Sincelejo.

Hacer política sin recursos, con la presión social de que no se va a salir, pero con la certeza de estar haciendo las cosas bien, no es fácil, pero gratificante. El llamado a hacer esa gratificación es al elector.

En Sincelejo hay mucha gente que no ha decidido su voto a concejo. Lile Otero y Santiago (su hijito) son una excelente opción, incluso para que cambien la que ya tengan. No nos privemos de ella.

En verdad de corazón les pido, que no dejemos sin reconocer el trabajo de Santiaguito y su papá. Fue un excelente trabajo. No desfalleció, lo tomó con responsabilidad, respeto y compromiso, sería injusto de nuestra parte, cercenar la oportunidad a Sincelejo de tener un buen concejal.

Entre todos apoyemos a colocar a Lile en el concejo de Sincelejo. Él y su coequipero Santiago, han hecho lo suyo en esta campaña. Hagamos nosotros lo nuestro con votos, que después le toca a Lile responderle a Santiago y a Sincelejo.

A todas éstas ¿quién es Lile Otero? Es un empresario de comidas rápidas en Sincelejo. Un emprendedor, preocupado siempre por el bienestar común, que se metió de valiente en esto de la política y encontró el mejor coequipero del mundo, en su hijo Santiago de 8 años de edad, que lo acompaña a todas partes a ganarse el voto.

La campaña más hermosa de estas elecciones, fue sin lugar a dudas la de Lile Otero. Depende de ti y tu propagación, respetado lector. Este visible esfuerzo no se puede quedar sin ser elegido. Sería una pérdida.

Santiago, mi voto y el de mis seguidores es por ti, perdón, por tu papá Lile. Marcaremos L7 al concejo de Sincelejo del partido liberal. «Es entre todos. Vamos a lograrlo».

40 total views, 39 views today

Fuente