Opinión | La moral de Mora, por Álvaro Ramírez González

Jorge Enrique Mora Rangel llegó a ser el Comandante de las Fuerzas Militares de Colombia. Una exitosa carrera militar de 42 años. El país no pudo entender en qué momento Mora terminó de asesor pagado por el Gobierno Santos en las negociaciones de la Habana con las FARC.

Trabajo allí, ayudó a construir ese vergonzoso acuerdo de Paz y cobro honorarios por $ 880 millones. Han pasado ya 4 años desde que entró en vigencia el acuerdo de la Habana y es muy evidente también ya, que lo único que no tiene Colombia hoy, es paz. Estamos metidos en una guerra entre y con 80 grupos terroristas, armados hasta los dientes y que compiten y se matan por los negocios derivados de 210.000 hectáreas de coca. Esa la principal razón de las masacres. Son bultos, toneladas de dólares los que están en competencia.

Sorprendió al país el general Mora Rangel ya en retiro, con el lanzamiento de un libro en el que se viene lanza en ristre contra el proceso de paz. Ese que él ayudó a construir. No se trata de pedir perdón por la traición a la Patria ; mucho le advirtieron sus amigos, sobre la indigna posición que iba a a asumir. No se trata tampoco de pedir perdón por haber ayudado a anestesiar a las FFAA, y a abandonar la lucha contra la coca. Esa última fue la que logró que se formaran en 8 años, 80 bandas terroristas y narcotraficantes llenos de dinero y armas.

Se trata de lavarse las manos por haber participado en ese engendró y echarle la culpa a los demás. A las FARC y al gobierno. Sale muy mal librado Mora Rangel, tratando con ese libro de limpiar una imagen que se ensució cuando le vendió su conciencia a Santos por $880 millones.

No hay mucho más que decir ante un evento tan pobre y tal ruin. Esa paz, general Mora, ese acuerdo que Usted ayudó a configurar, no es otra cosa que una claudicación del Estado ante un grupo narcoterrorista. Las FARC, compraron impunidad con la JEP, ingreso a la política con las curules regaladas y poder lavar todos sus activos conseguidos en la actividad terrorista.

Mora, su libro es tonto e inocuo. Su nombre ya está sucio ; la historia ya está escrita y lo puso a Usted donde le tocaba, aliado de Santos y de las FARC. Y fue evidente ya también, que Colombia estaba muchísimo más segura con la Seguridad Democrática de Uribe que con esa falsa paz que Usted le ayudó a construir a Santos.

Hoy estamos bañados en sangre. Gracias, entre otros, a Usted mi general Mora!

[email protected]